Archivo

Archivo para marzo, 2016

¿Eres un Bastardo Bueno Para Nada?

lunes, 28 de marzo de 2016 Sin comentarios

2016_09_GrimesAndFeinstein_NewOrleans_Beagle

¿Eres un Bastardo Bueno Para Nada?

Supongamos que este mundo cotidiano fuera invadido en algún momento por lo maravilloso. (1)

De acuerdo con un artículo en el Harvard Business Review, un evento así: “requiere un modo de organización distintivo – lo que los sociólogos llaman un mundo artístico. En los mundos artísticos, los artistas (músicos, cineastas, escritores, diseñadores, caricaturistas, etc.) se reúnen en colaboraciones inspiradas: Trabajan juntos, aprenden el uno del otro, se rebotan ideas y se empujan entre sí. Estos esfuerzos colectivos de participantes en estas `escenas´, muchas veces generan mayores logros creativos… las industrias de la cultura masiva (películas, televisión, medios impresos, moda) se benefician de robarse y reacomodar sus innovaciones.” (2)

Hoy vamos a ver tres diferentes mundos artísticos y luego voy a sugerirte que crees el tuyo.

Mundo Artístico Uno: Aunque el trabajo de los individuos que conformaban el Grupo Bloomsbury (1905 – 1937) influenciaron profundamente la literatura, la economía y la estética en la sociedad occidental y alteraron las actitudes modernas hacia el feminismo, el pacifismo y la sexualidad, este grupo muy diverso no tenía una agenda real, más que disfrutar de su compañía. El grupo tenía diez miembros base y veinte ocasionales. Unos pocos de los miembros base mejor conocidos eran Virginia Woolf, una escritora de ficción, Lytton Strachey, un biógrafo, John Maynard Keynes, el economista y Vanessa Bell, una pintora post-impresionista.

El Grupo Bloomsbury era un mundo artístico, no un grupo de planificación. Un grupo de planificación se enfoca en encontrar soluciones de negocios. Un mundo artístico sólo existe para disfrutar de la compañía.

Mundo Artístico Dos: “¡Ay Dios, ya no más duendes!” se queja Hugo Dyson en agonía, recostado en el sillón. J. R. R. “Tollers” Tolkien está a punto de leer de su obra en progreso El Señor de los Anillos. “¡Es suficientemente malo escuchar a Lewis leer acerca de Narnia!” Hugo Dyson prefiere las obras de Shakespeare y al inicio de los 1960s era el anfitrión de algunas lecturas televisadas y obras de él. El estilo relajado y fácil de Dyson le ganó premios por todo el mundo. Los Inklings eran un grupo de diez personas interesantes que se reunían en el bar El Águila y el Niño de 1932 a 1949. Al final, cada uno de los diez dejo su marca en el mundo, alta y brillante.

Los Inklings no se reunían porque fueran importantes. Se volvieron importantes porque se reunían.

Mundo Artístico Tres: Todo comenzó cuando Lauren Bacall observó a un grupo de amigos sentados en su sala y dijo: “Ustedes parecen un maldito Rat Pack”. ¿Ustedes sabían que Dean Martin, Sammy Davis Jr., Peter Lawford y Joey Bishop no eran el Rat Pack original? El primer Pack fue un grupo que se reunía todas las semanas en la casa de Lauren Bacall y su esposo, Humphrey Bogart. El Rat Pack incluía a Bogart y Bacall, Frank Sinatra, Judy Garland, Katharine Hepburn, David Niven, Spencer Tracy, Cary Grant, Rex Harrison, Sid Lunt y Swift Lazar. Los miembros visitantes incluían a Errol Flynn, Nat King Cole, Mickey Rooney, Jerry Lewis y Cesar Romero. El grupo se dispersó cuando Bogart murió en 1957. Poco después, Sinatra comenzó su famoso “Rat Pack 2.0”.

El Rat Pack era un mundo artístico. Ellos se reunían sólo porque disfrutaban estar juntos. No esperaban un resultado.

No puedes participar en un mundo artístico si tienes una agenda. Tienes que ser un Bastardo Bueno Para Nada.

P: ¿Por qué estás llamando Bastardos Buenos Para Nada a gente obviamente exitosa?

R: Porque las conversaciones en un mundo artístico nunca deben girar alrededor de resolver un problema o la creación de valor.

P: ¿Por qué es importante que el grupo NO trate de crear valor?

R: La llave que abre un mundo artístico es el juego. Perfectamente relajada, el juego sin diluir desata los poderes creativos de la mente. No experiencias los beneficios que alteran la vida de un mundo artístico durante la reunión, sino porque te reuniste.

P: ¿La idea de “no crear valor” de verdad es esencial para un mundo artístico?

R: El juego demasiadas veces es una forma de trabajo disfrazado de recreación. Si tienes una meta – si estás tratando de ganar – si estás llevando un marcador – si existe un objetivo – todavía estás “trabajando” y sólo vas a ver los beneficios asociados con esa forma de cansancio. El trabajo – no importa qué tan feliz o placentero – no desata los poderes restauradores del juego.

Si vas a un mundo artístico con el fin de “hacer conectes”, con la esperanza de hacer crecer tu negocio, vas a ser percibido como el imbécil de la fiesta que quiere venderle a todo el mundo un seguro de vida.

Deja tus tarjetas de presentación en casa. Deja tus planes y metas y objetivos en casa.

Sólo trae tu curiosidad y un deseo de relajarte.

El juego frecuentemente se tropieza con el destino.

El juego hace que todo sea interesante.

El juego es la forma de atrapar el día.

¿Eres capaz de ser un bueno para nada?

¿Te gustaría empezar un mundo artístico, un junta semanal de los Bastardos Buenos Para Nada en donde vives?

Simplemente visita www.worthlessbastards.org

Y bienvenido a bordo.

Roy H. Williams

(¡con Indy Beagle!)

ADVERTENCIA: La madriguera del conejo de esta semana llega hasta 32 páginas. Entonces NO hagas click en la foto de 2 Bastardos Buenos Para Nada al principio de esta página, salvo que tengas tiempo que perder. Hacer click en esa foto es prueba positivo a de tu fundamental falta de valor – jejejeje, te veo adentro.

  1. C. S. Lewis, describiendo los libros de Charles Williams, otro de Los Inklings.
  2. Harvard Business Review, marzo 2016.
Categories: El Memo del Lunes Tags:

La Determinación es un Perro con Ojos de Hierro

martes, 22 de marzo de 2016 Sin comentarios

2016_08_Beagle_Determination_Pere-Borrell-del-Caso_1874

La Determinación es un Perro con Ojos de Hierro

JOVEN: “Maestro, ¿el éxito va con el listo, o con el que tiene suerte?”

MERLYN: “El éxito a veces es descubierto por el listo y ocasionalmente por el que tiene suerte, pero la mayoría de la veces es atrapado por el determinado.”

JOVEN: “¿Me enseñas a ser determinado?”

MERLYN: “La determinación es peligrosa… implacable… inescrupulosa… e inescapable. Regresa a su dueño con un tesoro entre los dientes.”

JOVEN: “¿La Determinación es un perro? ¿La llamo con un silbato?”

MERLYN: “El silbato es una tonada de cuatro notas que tiene un precio muy alto.”

JOVEN: “Enséñame las notas.”

MERLYN: “Como quieras.”

Esto es lo que me enseñó el viejo mago:

NOTA UNO: Cuenta el costo.

MERLYN: “Considera todo lo que puede salir mal. ¿Tu meta vale lo suficiente como para aguantar toda la incomodidad y el dolor? Si tu respuesta es sí, entonces haz las paces con esas posibilidades y serás a prueba de balas. No importa lo que suceda, no vas a caer en pánico. Ya habrás llegado allí en tu mente.”

NOTA DOS: Tira tu sombrero al otro lado de la pared.

MERLYN: “Un grupo de chicos caminan por un sendero al lado de una pared de piedra alta que rodea la propiedad de un noble. Los chicos más viejos se retan entre sí a escalar la pared, pero ninguno puede hacerlo. Entonces el chico más joven se quita el sombrero y tira al otro lado de la pared. Confundidos, los otros chicos miran mientras él escala rápidamente la pared. Cuando regresa, los mira y les dice: `No iba a regresar a casa sin ese sombrero.’”

NOTA TRES: Emplea Pequeños Pedazos Exponenciales.

MERLYN: “Pregúntate después de cada comida, `¿Qué diferencia he hecho el día de hoy?’ No dejes que tu cabeza toque la almohada hasta que hayas tomado una acción que te lleve Un Pequeño Pedazo más cerca de tu meta, no importa qué tan diminuta haya sido esa acción. Los Pequeños Pedazos Exponenciales son actividades implacables que se unen para hacer un milagro. Cuando el progreso diario se encuentra con progreso, no se suma, se multiplica.”

NOTA CUATRO: Sé un observador, un simple testigo de lo que sucede.

MERLYN: “Tú eres responsable por tus acciones, no por el resultado. Para ser efectivo, debes ser objetivo. Conviértete en una herramienta en las manos de la meta misma. Elimina tu ego. No busques reconocimiento. No se trata de ti. Se trata de lo que estás haciendo. ¿Estás dispuesto a pagar el precio? ¿Puedes silbar las notas para llamar al perro?”

JOVEN: “Dijiste que el perro regresa a su dueño con un tesoro entre los dientes.”

MERLYN: “Sí.”

JOVEN: “Veo sangre entre ese tesoro.”

MERLYN: “SÍ.”

JOVEN: “Y esa sangre es mía.”

MERLYN: “Estás listo para silbar las notas.”

Roy H. Williams

 

Categories: El Memo del Lunes Tags:

Ya Podemos Manejar

lunes, 14 de marzo de 2016 Sin comentarios

2016_07_Rocinante_GrantCooper_780b

Ya Podemos Manejar

La Academia del Mago ya tiene 16 Años.

Si pudiéramos encontrarle la partida de nacimiento, la llevaríamos a la Administración de Licencias para sacarle su licencia de conducir y luego ella podría salir a pasearse por la ciudad en Rocinante (arriba), el único vehículo que tiene. 

Crecen tan rápido.

Cuando la Academia del Mago cumpla 30, yo voy a tener 72. Por lo menos espero tener 72. 

No cualquiera que trata de subir a esa marca llega.

¿Nos ayudas a llevar el sueño imposible de la Academia del Mago adelante hacia el futuro?

La Academia del Mago fue lanzada por accidente y creció a través de la adición de autonombrados miembros, igual que el Grupo de los martes de Stéphan Mallarmé (1880 – 1897), la Mesa Redonda del Algonquin del centro de Manhattan (1919 – 1927) y el salón artístico de Gertrude Stein (1913 – 1939).

La diferencia entre nuestra Academia y la de ellos es que:

  1. nuestro grupo se convirtió en una organización educativa oficial (501c3) y está construida en un campus permanente, y
  2. no somos artistas que amamos los negocios, sino negociantes que amamos el arte: música y pintura y escultura y fotografía y películas y literatura y lo que sea que a ti te guste y que no mencionamos.

“Cuando los banqueros se juntan a cenar, hablan de Arte. Cuando los artistas se juntan a cenar, hablan de Dinero.” – Oscar Wilde del Grupo de los Martes. 

La Academia del Mago está aquí para quedarse. Y si estás leyendo esto, estoy bastante seguro que perteneces aquí. Vas a quedar maravillado, energizado, entretenido y alentado por la gente que conocerás. Vas a ganar nuevas perspectivas que te van a hacer profundamente más exitoso.

El Grupo de los Martes (Les Mardistes) de Stéphan Mallarmé, incluía a escritores como André Gide, Paul Valéry, Oscar Wilde, Paul Verlaine, Rainer Maria Rilke y W.B. Yeats, junto con pintores como Renoir, Monet, Degas, Redon y Whistler. También se podían encontrar entre ellos al escultor por excelencia, Rodin. Todos los que sabían del Grupo de los Martes, llegaban.

La Mesa Redonda del Algonquin era un auto seleccionado grupo de escritores, editores, actores y publicistas – como 30 entre todos – que se juntaban a almorzar de forma regular en el Hotel Algonquin a una cuadra de Times Square. No ha existido otro grupo como ellos en la cultura popular de los Estados Unidos o en el entretenimiento hasta ahora. Sólo visita el bar del Sapo y la Avestruz en la torre de la Academia del Mago cualquier viernes a las 4.

Las reuniones en la casa de Stein los sábados por la tarde reunieron confluencias de talento y pensamiento que ayudarían a definir el modernismo en la literatura y el arte. De acuerdo a Gertrude Stein, las reuniones comenzaron pro accidente cuando, “más y más frecuentemente, la gente comenzó a visitar para ver las pinturas de Matisse y las de Cézannes. Matisse traía gente, todo el mundo traía a alguien y luego llegaban a cualquier momento y comenzó a ser una molestia y fue de esta manera que comenzaron las veladas de los sábados.” (Interesante, también fue por eso que Pennie Williams lanzó la Academia del Mago.)

Los miembros auto-nombrados incluían a Pablo Picasso, Henri Matisse, Ernest Hemingway, F. Scott Fitzgerald, Sinclair Lewis, Guillaume Apollinaire, Georges Braque, Thornton Wilder, Sherwood Anderson, Francis Cyril Rose, René Crevel, Élisabeth de Gramont, Francis Picabia, Claribel Cone, Mildred Aldrich y Carl Van Vechten.

Una visita a la Academia del Mago es como una vacación maravillosa en un país extraño. Pocas personas vienen aquí sólo una vez. ¿Sabías que tienes una casa de descanso en una plataforma en lo alto del centro de Tejas en donde conejos y venados se pasean por el campus, el vino fluye abundantemente y suenan campanas de boda 3 veces al día?

Ven. Deja que tus ojos se abran a las respuestas que te han estado viendo a la cara.

Roy H. Williams

Categories: El Memo del Lunes Tags:

El Dilema de Joe Darion

lunes, 7 de marzo de 2016 Sin comentarios

2016_10_Joe-Darions-Dilemma_780

El Dilema de Joe Darion

Parado en una esquina de un teatro a oscuras, Joe escucha mientras la majestuosa música melancólica se eleva de la fosa de la orquesta para volar por encima de las luces.

Joe fue contratado para escribir la letra de una obra musical acerca de Don Quijote. El primer escritor – el famoso poeta W. H. Auden – fue despedido porque sus letras eran deprimentes, derrotistas y amargadas. Joe Darion es su reemplazo, solitario y no calificado, un don nadie parado en la oscuridad con la espalda contra la pared.

“¡Esta música pide a gritos letras que hablen de un deseo tan profundo que un hombre pueda elevarse sobre sí mismo!” Joe mira hacia la oscuridad más allá de las luces, esperando capturar un atisbo de esas letras. 

La música continúa, tan anhelante y dulce como la esperanza de un mejor mañana.

Joe cierra los ojos y ve estrellas en donde estaban las luces.

Sus ojos están húmedos. “Y pensar que el compositor era un escritor de jingles de Madison Avenue, cuya única fama era la cancioncita de televisión `A Nadie No Le Gusta Sara Lee.´ El hombre se ha elevado sobre sí mismo.”

“El dramaturgo también se ha elevado sobre sí mismo. Pero él estaba parado sobre los hombros de un gigante.”

Joe reconoce la obra como un inteligente recuento de la obra de John Steinbeck quien ganó el Premio Nobel de Literatura dos años atrás y quien ahora está enfermo. “Seguramente Wasserman va a aceptar la deuda que tiene con Steinbeck.”

“Seguramente lo hará.”

Doce años atrás, Steinbeck habló acerca de su admiración por Miguel de Cervantes – el autor del Don Quijote – en su prólogo a Al Este del Edén, un recuento de la historia bíblica de Caín y Abel. pero en la historia de Steinbeck, los muchachos no eran los hijos de Eva en el jardín del Edén. Eran los hijos gemelos de una prostituta reticente.

Nueve años atrás, la obra musical de Steinbeck, Sueño de Pipa, fijó un nuevo récord de preventa de entradas en Broadway. Steinbeck envió copias inscritas del Don Quijote a los productores de la obra con notas explicando que era “lectura obligada” para el proyecto. Y la Dulcinea de Steinbeck, Suzy, era, también, una prostituta reticente.

Siete años atrás, Steinbeck comenzó una novela llamada Don Keehan, el Alguacil de Manchón, cuyo Quijote era un granjero de California que había visto demasiadas películas de vaqueros en la televisión. Y de nuevo, su Dulcinea, Sugar Mae, era una prostituta reticente. 

“En la versión original de Don Quijote, Dulcinea es una pueblerina con nada especial. Quijote la mira sólo de lejos. Nunca se encuentran. Y ella no es una prostituta.”

Por eso la presentación de Wasserman de Dulcinea como una prostituta reticente no puede haber estado inspirada en la historia original de 1605.

Estaba obviamente inspirada en Steinbeck.

“Seguramente Wasserman va a agradecerle. Seguramente.”

Este musical, El Hombre de la Mancha, es una revisión de la obra no musical que Wasserman escribió dos años atrás, luego que John Steinbeck escribiera la tercera historia inspirada en el Quijote con una inexplicablemente reticente prostituta. Esa primera obra no musical de Wasserman se llamaba, Yo, Don Quijote. Joe tiene una copia en su bolsillo trasero. Joe se limpia la mejilla, “Pero nada de esto me ayuda a resolver mi problema.”

“Steinbeck sacudió al mundo con Al Este del Edén, una historia que hizo eco de la Biblia. Hemingway sacudió al mundo con El Viejo y el Mar, una historia que hacía eco de la crucifixión de Cristo.” A Joe también le gustaría sacudir al mundo. Se saca el guión ajado de la primera obra de Wasserman del bolsillo y lo inclina hacia la luz.

“En alguna parte hay una escena en donde Quijote habla acerca de Dios y Dulcinea.”

La encuentra.

DR. CARRASCO: No existen los gigantes. No hay reyes bajo encantamientos. Ni castillos. Ni caballerosidad. Ni caballeros. No han habido caballeros desde hace trescientos años. 

DON QUIJOTE (indiferente): Eso decís vos.

DR. CARRASCO: Ésos son los hechos.

DON QUIJOTE: ¡Los hechos son los enemigos de la verdad!

DR. CARRASCO: ¿Negaríais la realidad?

DON QUIJOTE (con frialdad): ¿Cuál… la vuestra o la mía?

DR. CARRASCO: ¡Sólo hay una!

DON QUIJOTE (sonríe con calma): Yo creo que la realidad está en el ojo del que la contempla. (DR. CARRASCO abre la boca para contestar, pero Quijote interrumpe:) No, amigo mío, es inútil discutir. Dejadme ser y que el diablo se lleve a los que no tienen mejor uso para su imaginación que los gallos para sus alas. (DR. CARRASCO se voltea, enojado.)

PADRE (fascinado): ¿Por qué hacéis esto? 

DON QUIJOTE: En servicio de Dios… y mi señora.

PADRE: Yo tengo algo de conocimiento de Dios… ¿pero esta otra?

DON QUIJOTE: Mi señora Dulcinea.

DR. CARRASCO (saltando): ¡Entonces sí hay una mujer!

DON QUIJOTE: ¡Una señora! (Más suave.) Su belleza es más que humana. ¿Su calidad? La perfección. Ella es el significado de la mujer… y todo el significado que la mujer tiene para el hombre.

PADRE (con una sonrisa triste): A cada uno su Dulcinea.

DR. CARRASCO (estudia al Quijote durante un momento, luego con tono estricto): Venga, Padre. Es un largo camino a casa.

PADRE (duda por un momento): Id con Dios. (Sigue al DR. CARRASCO, se detiene para voltearse a ver.) Éste es el loco más sabio o el sabio más loco en el mundo.

“El sabio más loco… el loco más sabio… el sabio más loco…”

Siempre viendo hacia arriba, los hombres sabios siguieron una estrella mucho más allá de los límites de sus tierras hacia reinos fuera de la imaginación.

Joe mira otra vez hacia la oscuridad detrás de las luces, esperando ver la letra escondida en la oscuridad de esa música. Cierra los ojos y escucha al Quijote en su mente.

“¡Este es mi Reto: seguir esa estrella,

Sin importar qué tan desolado, sin importar qué tan lejos,

Pelear por lo correcto,

Sin pregunta ni pausa,

Estar dispuesto a marchar al infierno

Por una causa celestial!”

“Y yo sé, que si tan sólo soy fiel

A este glorioso Desafío,

Que mi corazón se quedará en paz y calma

Cuando me acueste a descansar.”

“Y el mundo será mejor por esto,

Que un hombre, repudiado y cubierto de cicatrices,

Aún así se esforzó con la última gota de su valentía,

¡A alcanzar las estrellas inalcanzables!”

El Hombre de la Mancha tuvo un total de 2,328 puestas en escena y ganó cinco premios Tony. Joe ganó como mejor letra, el escritor de jingles ganó como mejor compositor y El Hombre de la Mancha ganó como mejor musical.

La canción de Joe, comúnmente conocida como El Sueño Imposible ha sido grabada más de 80 veces por artistas de renombre y es una de las canciones más queridas del canon musical moderno.

A veces paga elevar los ojos.

Roy H. Williams

 

Categories: El Memo del Lunes Tags: