Archivo

Archivo para octubre, 2009

Ambiente Competitivo

lunes, 12 de octubre de 2009 Sin comentarios

LionRace

1. “¿Qué tan bueno soy?” es la segunda pregunta que todo dueño de negocios debe responder. “¿Qué tan buenos son mis competidores?” es la primera.

Te guste o no, tus competidores fijan la altura de la barra que debes saltar. ¿La clave del éxito? Escoge un pueblo con competidores débiles. He conocido a dueños de negocios de peso pesado que serían peso pluma en cualquier otro pueblo que no fuera el propio.

Es un viejo dicho, pero cierto: “En la tierra de los ciegos, el tuerto es rey.”

Escoge el pueblo correcto, luego escoge la ubicación correcta en ese pueblo.

Una renta cara frecuentemente es la publicidad más barata que se pueda comprar.

La semana pasada, escribí: La persona que escoge el inventario de una compañía es la persona más importante en esa compañía.” ¿La segunda persona más importante? La que escoge la ubicación de las tiendas de la compañía.

Vende las cosas correctas al precio correcto desde la ubicación correcta y el trabajo del escritor se vuelve increíblemente sencillo.

3. ¿Quieres hacer dinero, realmente mucho dinero? No se requiere de mucha inteligencia.

“No te dejes engañar pensando que, porque un hombre es rico necesariamente es listo. Existen amplias evidencias que apoyan lo contrario.”

Julius Rosenwald (Rosenwald no era un hombre pobre lanzando bromas baratas contra los ricos. Él hizo que Sear Roebuck creciera de US$750,000 en ventas anuales a más de US$50,000,000 durante los primeros 12 años de su liderazgo, hace 100 años.)

Paul Graham invierte en negocios emergentes. “Aprendimos rápidamente que el indicador más importante del éxito es la determinación. Al principio creímos que podría ser la inteligencia. A todos les gusta creer que eso es lo que hace que las compañías emergentes tengan éxito. Es más bonita la historia de que una compañía “ganó” porque sus fundadores era tan inteligentes. La gente de relaciones públicas y reporteros que difunden esta clase de noticias probablemente las creen ellos mismos. Sin embargo, mientras definitivamente ayuda ser inteligente, éste no es el factor decisivo. Hay muchas personas igual de inteligentes que Bill Gates que no alcanzan nada.”

4. Hacer dinero es fácil:

1. Vende lo que la gente quiere comprar.

2. Ofrécelo a un precio atractivo.

3. Ocupa un local de alta visibilidad.

4. Mueve tus brazos y reúne a una multitud.

No he visto que falle nunca.

(Suena sencillo, ¿verdad? Si lo intentas y te sangras la nariz, ven a la Academia del Mago. Te enseñaremos cómo evitar toparte contra paredes.)

Roy H. Williams

P.D.: Los Piratas de la Reunión son este sábado. ¿Puedes decir “Arrr”? Deberías venir.

Categories: El Memo del Lunes Tags: