Archivo

Archivo para marzo, 2010

Nada hasta Kansas

domingo, 28 de marzo de 2010 Sin comentarios

56 midnightsun_partial_draft4

“Hola bella dama. Mira a tu hombre. De regreso a mí. De regreso a tu hombre. De regreso a mí. Lamentablemente, él no es yo.  Pero si dejara de usar jabón de cuerpo con olor a mujer y cambiara a Old Spice, él podría oler como si fuera yo.  Mira para abajo.  De regreso para arriba.  ¿En dónde estás? Estás en un barco con el hombre que huele como podría oler tu hombre.  ¿Qué hay en tu mano? De regreso a mí.  Lo tengo.  Es una ostra con dos boletos para esa cosa que te encanta. Mira otra vez.  Los boletos ahora son diamantes.  Cualquier cosa es posible cuando tu hombre huele a Old Spice y no a mujer. Estoy sobre un caballo.”

Se ha hablado mucho del nuevo anuncio para TV de Old Spice, “El Hombre Que Huele Como Podría Oler Tu Hombre.”  Sí, su videografía continua de una sola toma y efectos de escenario tipo vieja-escuela son impresionantes y estoy seguro que se supone que la ostra en su mano debe detonar un apetito sexual inconsciente, especialmente cuando su ubicación se ve invadida por un masivo cilindro de Old Spice que se eleva lentamente.

Pero éstas no son las cosas que nos cautivan.  Los efectos especiales impresionantes y los detonantes sexuales ocultos están por todos lado, no tienen nada de especial.

El guión, sin embargo, sí es especial.  Es fabuloso.

Voy a hacer una pausa de un momento para aplaudir al escritor de ese anuncio.

Ok. Estoy de regreso.  (Y sí, realmente dejé de escribir y aplaudí.)

La magia del guión de Old Spice está escondido a plena luz del día; la voz imperativa es el sonido de mando:  “Mira a tu hombre. De regreso a mí.”  Nada hasta Kansas.  Pasea a tu perro.  Patea una lata.  Guía la imaginación.  No dejes que te ignoren.  Escribe en voz imperativa.

Imperativo:

1.  Expresar una orden o una súplica.

2.  Tener el poder o autoridad para ordenar o controlar.

3.  Imposible de aplazar o evadir; apremiante.

Hazlo.  Abre con una oración de 3 palabras.  Haz que la primera palabra sea un verbo.  Prepárate para sorprenderte.  La voz imperativa llama la atención.

Levanta el auricular.  Marca el número.  Dos nueve cinco, cinco siete cero cero.  Te va a contestar Kristin.  Haz una donación.  Termina la Torre.  Ve a una clase.  Vete a casa sonriendo.  Haz mucho dinero.

El código de área es 512.

Yo compartí todo esto con mis socios durante una sesión de entrenamiento de 2 días el mes pasado.  Tim Miles, un escritor de anuncios brillante con tantos clientes que ya no acepta nuevos me mandó el siguiente correo unos días después.

Asunto:  ¡Las Oraciones Cortas Son Lo Máximo!

Viejo,

¿Ese ejercicio de oraciones cortas impactantes que hicimos la semana pasada? Lo usé para escribir un anuncio que empezó el lunes.   Vimos un incremento inmediato de respuesta directa.  En serio – BANG como una pistola.

Gracias por la técnica.

Tim

Aquí hay un ejemplo de 10 segundos:

Nada hasta Kansas.  Olvídate del agua.  Los brazos en el propulsor de tu Piper Meridian te va a movilizar rápido, seguro y en poderoso estilo.  Nada el gran océano… del cielo.

Éstas son las claves:

1. Oraciones cortas.

Cuatro palabras están bien. Tres son mejores. Dos ideal.

2. Abre con verbos.

Camina. Canta. Revuélcate.  Patea.  Baila. Salta. Nada. Levanta.

3. Voz imperativa.

Tensa. Compacta. Ordena.

El memo de esta semana es corto.

Yo estoy sobre un caballo.

Roy H. Williams

Thomas escribió la Declaración de Independencia y te dejó este consejo:

“El más valioso de los talentos

es nunca utilizar dos palabras

cuando una basta.”

– Thomas Jefferson

P.D.: ¡Spoelstra!

“La meta de la vida es tomar todo lo que te hacía extraño de niño y hacer que la gente te pague dinero por eso cuando creces.”

–   David “Nada hasta Kansas” Freeman

guionista extraordinario y

miembro adjunto de la facultad en la Academia del Mago

Categories: El Memo del Lunes Tags:

La Fortaleza De Las Creencias

lunes, 22 de marzo de 2010 Sin comentarios

55 TheLast

Una fortaleza te protege y te hace sentir seguro.

Una creencia muy fuerte es una fortaleza.  Protege tu forma de ver la realidad.  Tu defiendes tu fortaleza cuando sientes que está bajo ataque.

Pero, ¿toda creencia muy fuerte es cierta?

La sinceridad del creyente no determina la veracidad de la creencia.

No entres en pánico, no estoy atacando tus fortalezas.  No tengo ni idea de qué es lo que crees pero sí sé que tienes 4 categorías de creencias:

Creencias acerca de Dios

¿Está Él allí, o no?  ¿Le importa, o no?  ¿Nos ha hablado, o no? ¿El futuro está escrito o tenemos libre albedrío?  Tú tienes una creencia.

Creencias acerca de Uno Mismo

¿Es uno esencialmente bueno o básicamente malo?  ¿Está uno roto o completo? ¿Uno importa?  Tú tienes una creencia.

3. Creencias acerca de Otros

¿Los otros te quitan o te dan? ¿Se puede confiar en ellos? ¿Qué significas tú para ellos?  Tú tienes una creencia.

Creencias acerca de las Circunstancias

¿Tú le das forma a las circunstancias o éstas te dan forma a ti? ¿Van a ponerse mejor o van a empeorar‘  ¿Qué es lo que realmente te mereces? Tú tienes una creencia.

¿Existe la posibilidad

de que una de tus creencias sea errónea

y que tu fortaleza se haya convertido en una prisión?

Yo no soy un conferencista motivacional.  Soy un consultor de negocios.  Quédate conmigo.

Frances Frei de la Escuela de Negocios de Harvard dice que uno no puede cambiar el comportamiento de una persona hasta que cambia sus creencias.  Yo estoy de acuerdo con ella.

Los sentimientos son el producto de las acciones.

Las acciones son el producto de las creencias.

La Srta. Frei les enseña a dueños de negocios cómo cambiar el comportamiento de sus empleados, cambiando lo que sus empleados creen.

Yo enseño cómo cambiar el comportamiento de los clientes, cambiando lo que los clientes creen.

Pero en cada instancia, el primer cambio de creencia debe suceder en el corazón del dueño del negocio.

¿Estás dispuesto a hacerlo?

Roy H. Williams

P.D.: Únete a Jon Spoelstra autor bestseller del Wall Street Journal y a mí en 2 días de entrenamiento de Cómo Hacer que Cosas Grandes Sucedan Rápidamente.  Va a suceder el 30-31 de marzo en la Academia del Mago.  Ven si quieres escapara de la planificación mundana y de resultados aburridos.  Esto va a tener voltaje alto.

Categories: El Memo del Lunes Tags:

Fracaso a 33 y 1/3 RPM

lunes, 15 de marzo de 2010 Sin comentarios

FailureAt33

Siempre me asombra, me deja con la mandíbula abierta, los ojos saltones y en estado de estupidez, cuando una persona escoge hacer algo que obviamente no va a funcionar. Me quedo allí parado en trance, maravillado por el hecho que Jesús puede amar a idiotas tales como los que pertenecen a la raza humana.

Tal vez lo sobre-dimensiono.

Mi primer momento de ojos-saltones sucedió cuando tenía 21 años. Yo era representante de ventas en una estación de radio en aquellos tiempos en los que todavía no nos llamábamos Ejecutivos de Cuentas. Sí, estoy hablando de tiempos realmente antiguos. No existían los celulares. Si necesitabas hacer una llamada, escarbabas tus bolsillos tras una moneda y buscabas un teléfono público. No había tal cosa como los aparatos de CD o el internet. La única forma en la que el público podía escuchar música nueva era por la radio. Las estaciones de radio tocaban círculos de vinilo grabados con grietas. Una aguja de diamante puesta en un brazo mecánico cabalgaba las grietas y sus vibraciones eran las que creaban la música.

Probablemente has visto esto en los Picapiedras.

Mi escritorio en la estación de radio miraba a una ventana que quedaba sobre el estacionamiento. Más o menos una vez a la semana, yo miraba una banda aparecerse en sus mejores trajes de show y caminar hacia nuestra puerta, con la esperanza brillando de sus caras como una mañana de Navidad. El líder cargaba el álbum producido en forma privada por la banda como que si fuera el Arca de la Alianza, un disco con el poder de girarlos hacia el súperestrellato a treinta y tres y un tercio revoluciones por minuto.

Ellos se imaginaban ser bienvenidos por una recepcionista con una brillante sonrisa. “¡Vaya!”, diría ella, “Ustedes obviamente son una importante banda en-ascenso. Yo lo sé por sus impresionantes trajes de show. Permítanme traer a la persona encargada de la estación de radio para que él pueda descubrirlos oficialmente.”

Curioso y esperanzado, yo siempre llegaba al final del pasillo para ver su presentación. Nuestra recepcionista era tan pulida como un cajero en un auto-banco. Casi podías ver el vidrio anti-balas. “Lo siento, pero él no puede verlos en este momento… No, van a tener que dejar eso conmigo. Si le gusta, él los llamará… Sí, les prometo que se lo voy a entregar personalmente.”

Y allí terminaría el asunto. Salvo que… me cayeran bien los tipos.

En esas raras ocasiones, yo los seguía al estacionamiento y les decía, “¿Trajeron otro de ésos con ustedes?”

En un segundo me encontraba rodeado de ojos abiertos y dientes blancos. La mañana de Navidad había regresado y yo era Santa Claus. Daba miedo. “¿Tú trabajas para Love 98 FM?”, preguntaban.

“No, yo trabajo para su estación hermana en AM.” Un álbum aparecía mágicamente en mis manos y una voz decía, “¿Cuál es tu formato? Nosotros tocamos todo tipo de música. Tenemos canciones lentas, canciones rápidas, canciones de rock, canciones de country, baladas, lo que quieras. ¿Qué clase de música pasan ustedes?” “Mi estación no pasa música, pero aún así los puedo ayudar.” Decepcionados y suspicaces, ellos me miraban como si Santa hubiera dicho, “Yo no les traje juguetes este año.”

Y luego yo les decía como atraer la atención de todas las estaciones de radio en los Estados Unidos. “La persona que escoge la música se llama el Director de Programación. Y en toda la superficie de su oficina hay apilados por lo menos 2,000 álbumes no-pedidos que él planifica evaluar tan pronto como tenga tiempo. Cada álbum tiene 10 canciones. Encontrar un hit en esa pila de 20,000 canciones va a ser como buscar una aguja en un pajar. Y para hacer las cosas peor, los álbumes producidos de forma privada tienen cubiertas que siempre parecen un poco caseras. Esto crea la expectativa de sonido de baja calidad. ¿Y adivinan qué? Eso es exactamente lo que él escucha cuando deja caer la aguja. A los diez segundos de la primera canción, él levanta la aguja y se acabó la fiesta. El álbum regresa a la funda, para no volver a ser visto nunca más.”

Ahora están viendo a Santa como si hubiera pateado a su cachorrito.

Me han dicho que carezco de tacto, pero yo seguía adelante, “Los álbumes no-pedidos se agregan a la pila en el suelo, pero a los sencillos en 45 RPM se les deja caer una aguja casi inmediatamente, especialmente cuando tienen la misma canción en ambos lados. Un sencillo en 45 RPM le dice al Director de Programación, `Alguien realmente cree en esta canción.´ Y los sencillos son empaquetados en sencillas fundas de papel, por lo que no hay arte en la cubierta que le dé un prejuicio a su opinión.” Yo estoy haciendo esto porque yo quiero ayudar a esta gente, ¿lo recuerdas? Por lo que siempre les decía, “Escojan su mejor canción y no escatimen ningún esfuerzo. Contraten a un arreglista y a un productor. Páguenle a músicos de estudio para que toquen las pequeñas partes de acento que convierten a las canciones buenas en geniales. Un sencillo de alto presupuesto cuesta menos dinero de producir que un álbum de bajo presupuesto.

Nos quedábamos allí parados envueltos en un incómodo silencio, hasta que uno de ellos rompía la calma. “Eres un idiota”, diría la voz, “Con un álbum tenemos 10 oportunidades de salir al aire, pero con un sencillo sólo tenemos una oportunidad.” Y luego ellos se subían a su van y se iban, mientras yo me quedaba allí parado en el estacionamiento, anonadado.
Ni una sola vez dijeron, “Wow. Gracias por preocuparte lo suficiente para compartir eso con nosotros.”
Yo sabía que las bandas deliraban. Sólo no me di cuenta nunca de que yo también lo hacía. Lo extraño es que nunca he dejado de darle consejos a la gente. De hecho, lo he convertido en una profesión.

Pero un buen amigo me dijo algo que le ha ahorrado a todo el mundo un montón de dolor. “Un consejo no pedido es un abuso,” dijo él. Por lo que yo ya nunca doy consejos no pedidos. Y sólo para estar seguros, ya no trato de ayudar a los músicos.

Roy H. Williams

¿Qué Estás Tratando de Hacer Que Suceda? ¿Y Cómo Vas A Medir El Progreso?

lunes, 8 de marzo de 2010 Sin comentarios

¿Qué Estás Tratando de Hacer Que Suceda?
¿Y Cómo Vas A Medir El Progreso?
El crimen violento en los Estados Unidos declinó cada año de 1993 al 2004. Luego, justo por el momento en que el iPod se volvió popular en el 2005, el crimen violento comenzó a incrementarse. CONCLUSIÓN: los iPods causan el crimen violento. O al menos ésa fue la conclusión de un reporte en el 2007, publicado por el Instituto Urbano, una organización de investigación basada en Washington. (Te prometo que no me lo estoy inventando.) Las malas estrategias de publicidad nacen de ese mismo tipo de lógica: “Ya que un evento precede a otro, el primer evento debe ser la causa del segundo.” Esta falacia de la lógica es tan común que tiene un nombre en latín: Post hoc, ergo, propter hoc, “después de esto, por lo tanto, debido a esto,” haciendo referencia a la creencia errónea de que la sucesión temporal implica una relación causal. La mayoría de los dueños de negocios miran a su alrededor, observan sus circunstancias y luego tratan de darle un sentido a todo. Sus ideas y planes son guiados por lo que ellos miran. Pero cualquier científico te dirá que correlación y causalidad no son la misma cosa. No me cuentes lo que miras. Cuéntame lo que quieres ver. “¿Qué estás tratando de hacer que suceda? ¿Y cómo vas a medir el progreso?” Cuando yo hago estas preguntas, la mayoría de dueños de negocios tartamudean, se traban y carraspean, luego cambian el tema haciendo ellos una pregunta. Usualmente yo ignoro esa pregunta y les digo: “¿Cómo se supone que yo te voy a ayudar a hacer que algo suceda, cuando tú no me puedes decir qué es?” Suspiro.
“Cuando no sabes a dónde vas,
cualquier camino te lleva.”
– El Gato de Cheshire, Alicia en el País de las Maravillas
¿Cuántas de tus acciones son en realidad reacciones disparadas por las circunstancias? (Por favor, quiero que sepas que yo soy tan culpable de esto como la mayoría.) ¿Estamos permitiendo que lo simplemente urgente haga a un lado lo que realmente es importante? ¿Sabes qué estás tratando de hacer que suceda? ¿Me puedes decir exactamente cómo planeas medir el progreso? La distancia más corta del Punto A al Punto B siempre es una línea recta. Las mejores estrategias de mercadeo comienzan con trazar una línea recta desde Dónde Estamos Hoy hasta Dónde Queremos Estar Mañana. No puedes navegar un barco estudiando el viento y las olas. Fija tu vista en tu meta, una posición no-negociable, fija, que no puede variar nunca. Deja que ése sea tu faro, tu punto de referencia, tu Estrella del Norte.
Ningún montón de dinero puede ser tu faro. El dinero simplemente es el producto secundario. El dinero falla como compás porque se puede encontrar en cualquier dirección. Las directrices que guían y los principios unificadores nunca son simplemente financieros. ¿En dónde quieres estar mañana? Ahora apunta hacia tu Estrella del Norte, para que yo también la pueda ver. Bien. Es hora de comenzar.

Roy H. Williams

Categories: El Memo del Lunes Tags: