Categorías
El Memo del Lunes

Arremeter

2015_40_BeagleSnowLeopard780

Arremeter

“Yo podría haber comprado ese edificio hace 5 años por US$70,000. Ahora vale medio millón.”

“Yo podría haber sido su socio en ese negocio. Ahora él vale una fortuna.”

“Yo podría…”

Esto continuó todo el día.

Mi anfitrión creyó que me iba a impresionar con cómo estaba “conectado” y “en la jugada”, pero lo único que yo estaba escuchando era su triste admisión: “No sé cuándo arremeter.”

Él no tenía el sentido del Kairos. Todo esto había sucedido hacía 20 años (Chronos).

Kairos y Chronos son palabras griegas antiguas para dos tipos de tiempo diferente.

Chronos es el tiempo secuencial, linear. El tiempo de los cronómetros, relojes y calendarios. El tiempo del pensamiento paso a paso y de la planificación. El tiempo de la física de Newton.

Kairos es la saciedad del tiempo, el momento perfecto de la acción. Esa acción puede ser un beso, una palabra de aliento, un salto de fe o la tormenta perfecta. Kairos es cuando todo se junta. Kairos es la hora del embrujo. Demanda calma e intuición y estar alerta.

Chronos es cuantitativa, una secuencia de momentos, un paso a paso.

Kairos es cualitativo, el tiempo acordado, el “ahora o nunca.”

Si miras hacia atrás a Kairos, estás calificado para escribir entradas en blogs, noticias, entradas en diarios y libros de historia. Pero si te quieres separar de la manada y tener éxito, no sólo debes observar Kairos, sino agarrarlo con las manos y los pies y montarlo a donde te lleve.

Saber cómo arremeter es una acción mecánica fácil de aprender. Saber cuándo arremeter requiere que estés atento al Kairos, el momento de la oportunidad.

Si hacer una fortuna fuera un proceso “paso a paso”, todos seríamos ricos.

Pero toma más que el Chronos para superar tus circunstancias.

El éxito requiere del Kairos, saber cuándo arremeter.

Y luego requiere de valentía.

Ve por ellos, campeón.

Roy H. Williams

“Un hombre puede quedarse desalentado muchas veces, pero no es un fracaso hasta que comienza a culpar al alguien más y deja de intentarlo.” – John Burroughs

“La gente promedio tiene miedo de verse estúpida. Esto es lo que las detiene. Es sólo intentando hacer lo ridículo que conseguimos lo milagroso.” – algo que el mago dijo un día – Indy