Inicio > El Memo del Lunes > El Campus Roycroft y la Gruta Bohemia

El Campus Roycroft y la Gruta Bohemia

lunes, 14 de mayo de 2018

El Campus Roycroft y la Gruta Bohemia

Sin lugar a dudas, algún día dirán: “Inspirados por Roycroft y la Gruta Bohemia, Pennie y Roy Williams construyeron la Academia del Mago”.

Pero van a estar equivocados.

Sí, la Princesa y yo — con la ayuda de cientos de buenos amigos alrededor del mundo — comenzamos a construir el campus de la Academia del Mago en el 2004. La parte que está “equivocada” es que nos inspiramos en Roycroft y la Gruta Bohemia.

Sin embargo, este error es fácil de disculpar, porque saltar a conclusiones es lo que nos hace a los humanos tan adorables.

Elbert Hubbard era un mercadólogo cuya revista,, The Philistine, era leída por suscriptores alrededor del mundo hace 120 años. De igual forma, mi Memo del Lunes por la Mañana y los digresiones de Indiana Beagle son leídas por suscriptores alrededor del mundo.

Pero Elbert Hubbard no me inspiró a convertirme en mercadólogo o a escribir estos Memos de los Lunes por la Mañana. Y estoy bastante seguro que, de igual forma, Indy Beagle se pasea por la madriguera del conejo por sus propias razones. Elbert Hubbard publicó un libro acerca de publicidad pero yo no escribí mi trilogía del Mago de la Publicidad por él

Elbert y su esposa, Alice, comenzaron a construir el Campus Roycroft como un enclave de escritores y artistas en East Aurora, Nueva York, en 1895.

Pero Pennie nunca había escuchado hablar de los Hubbards o de su Campus Rocroft cuando decidió construir la Academia del Mago. Yo sé que eso es verdad. Yo estaba allí.

Aun así, existen marcadas similitudes entre nuestras organizaciones.

La Academia del Mago tiende un puente sobre la brecha entre los negocios y las artes. Como los Roycrofters que nos precedieron, nosotros celebramos el estudio de las artes para mejorar los negocios.*

El Club Bohemio de San Francisco comenzó a construir la Gruta Bohema en 1878. Los “Bohemios” en esos días eran escritores y artistas. Pero las personas de negocios querían estar con ellos y se sintieron atraídos inmediatamente al club.

Oscar Wilde fue a La Gruta en 1882. Más adelante, dijo: “Cuando los banqueros se reúnen, hablan acerca de arte. Cuando los artistas se reúnen, hablan acerca de dinero”.

Piensa en el campamento anual de la Gruta Bohemia como la Conferencia TED original.

Una invitación a La Gruta sigue siendo uno de las entradas más difíciles de conseguir. La seguridad es extremadamente estricta. Los invitados a la Gruta Bohemia de ahora son ganadores del Premio Nobel, artistas y autores destacados, senadores y directores de compañías Fortune 500.

Es interesante, la Academia del Mago atrae a muchas de las mismas personas, pero en una escala menor.

El lema oficial del Club Bohemio es una frase tomada de Sueño de una Noche de Verano de Shakespeare: “Arañas tejedoras, no vengan acá”. Lo que significa: “Los negocios y cualquier intento de hacer `conexiones´ tienen que dejarse afuera. Este es un lugar de escape.”

Al igual que la Gruta Bohemia, la Academia del Mago es un lugar de escape, renovación e inspiración para personas que luchan contra gigantes.

¿Tienes un sueño, una empresa, una misión, un propósito que ocupa tu corazón y manos y mente?

Ven. Tú tienes una tribu. Pasa tiempo con nosotros. Serás un luchador más fuerte cuando te vayas.

Roy H. Williams

  • “Toda la literatura es publicidad. Y todos los anuncios genuinos son literatura. El autor publicita personas, momentos, lugares, hechos, eventos y cosas. Su atractivo es al alma universal humana. Si no conoce las pulsaciones del corazón de hombres y mujeres, sus esperanzas, alegrías, ambiciones, gustos, hechos y deseos, su trabajo no va a interesar a nadie más que así mismo y sus amigos que lo admiran. La publicidad se está convirtiendo rápidamente en un arte refinado. Su tema es el deseo humano y en dónde, cuándo y cómo pueda ser gratificado.”

– Elbert Hubbard, de The Cambridge Chronicle, 26 de agosto, 1911

Categories: El Memo del Lunes Tags:
Comentarios cerrados.