Categories
El Memo del Lunes

El Caballo del Quijote

WorldChangers2008

Un año antes del nacimiento de Barack Obama, John Steinbeck compró un pickup, lo llamó “Rocinante” y se fue en búsqueda de Norteamérica.  Su último libro, Viajes con Charley (1962), es un diario de sus pensamientos y recuerdos mientras manejó ese pickup 10,000 millas a través de 38 estados, viendo hacia atrás a través de la distancia de una vida.

Steinbeck recuerda un incidente que había sucedido durante los años 1940s:

“Yo vivía entonces en una pequeña casa de ladrillo en Manhattan, y, siendo solvente por el momento, contraté a un negro.  Al otro lado de la calle y en la esquina había un bar y restaurante.  Un anochecer de invierno cuando las aceras estaban heladas, yo estaba parado en mi ventana viendo hacia afuera y vi a un mujer borracha que salía del bar, se resbalaba sobre el hielo y caía cuan larga era.  Ella luchó por levantarse, pero se resbaló y cayó de nuevo y quedó tendida allí gritando llorosamente.  En ese momento el negro que trabajaba para mí dobló la esquina, vio a la mujer, y en un instante cruzó la acera, manteniéndose lo más lejos posible de ella.

Cuando entró, le dije, `Te vi esquivarla. ¿Por qué no ayudaste a esa mujer?´

`Bueno, señor, ella está borracha y yo soy negro.  Si yo la hubiera tocado, ella fácilmente hubiera podido gritar violación, y después hay una muchedumbre y ¿quién me hubiera creído?´

`Requirió pensamiento ágil esquivarla tan rápidamente.´

¡Oh, no señor!´dijo él.  `He practicado ser negro por mucho tiempo.´”
Hace diez meses, el Dr. Oz Jaxxon de la Academia del Mago, reunió una docena de poco probables candidatos en el Tuscan Hall, para comenzar una discusión de 2 años acerca del Racismo.  ¿Es un problema que continúa o un recuerdo distante?  Si es que existe, ¿qué se puede hacer al respecto? ¿Será la tensión racial el peso que sólo la conciencia del hombre blanco debe soportar, o tendrán los blancos sus propias quejas legítimas?

Puede haber sido la cosa más loca que hayamos hecho jamás como organización.  El grupo era Negro, Blanco y Latino, Homosexual y Heterosexual, Liberal y Conservador, Religioso y Agnóstico, Rimbombante y Tímido, Astuto y Vergonzosamente Inocente.  Hubo momentos durante esos 3 días en los que estuve tentado de poner en marcha mi propio Rocinante e irme rápida y calladamente de allí.

¿De quién fue esta idiota idea, de todos modos?
Milagrosamente (y sin ninguna ayuda o aliento de mi parte, debo confesarlo), el grupo siguió en contacto entre sí y trabajó a pesar de docenas de problemas técnicos y de presupuesto para lanzar un blog, InsideFromTheInside.com.

Estoy extremadamente orgulloso de estos alumnos.  Deberías darle un vistazo a lo que están haciendo.

Roy H. Williams

¿Ya viste lo que está por venir en la Academia del Mago?

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *